Al llegar a la menopausia, las mujeres experimentamos muchos cambios en nuestro organismo tanto a nivel físico como emocional. Las relaciones sexuales es uno de los temas que más preocupa llegado a esta etapa, dado que en muchos casos ya no se disfrutan igual.

Pero, ¿por qué sucede eso? 

En primer lugar, debemos tener en cuenta que la disminución y cese del nivel de estrógenos interviene en la excitación, el descenso de la libido y el deseo sexual e incluso en la salud de nuestra vagina; se encuentra más seca, menos elástica, y es más susceptible a sufrir dolores o molestias tanto en las relaciones íntimas como fuera de ellas. 

El sexo después de la menopausia

 Varios estudios demuestran que la mujer está más activa y disfruta más de las relaciones sexuales después de los 50 años. Pensémoslo: más experiencia, más seguridad dentro de un encuentro sexual, incapacidad de quedarnos embarazadas = se abre un mundo de posibilidades y de juegos, más tiempo para nosotras mismas, para priorizarnos, para pensar en nuestro placer sexual. ¡Agarremos esta etapa por los cuernos y abracemos el placer!

4 mejores posturas sexuales con penetración para la menopausia

  1. La Cucharita Postura archiconocida para dormir en pareja románticamente…, pero, ¿y en el sexo? Sin dudarlo es una postura muy cómoda, no requiere esfuerzo para ninguno de los dos y puede darnos muchísimo placer. 

  2. La Jinete A menudo, las mujeres sufrimos dolores en las relaciones sexuales. Esta postura, en la que el hombre está tumbado y es la mujer la que se coloca a horcajadas encima de él, estamos completamente tomando el control de la situación y evitaremos así dolores o molestias, aparte de que es más fácil buscar el propio placer. Si mujeres, debemos empezar a priorizar el placer propio 🔥

  3. El Pulpo Todo lo que necesitas para esta postura es una pareja y una silla. Y disfrute asegurado. Él se sentará en ella y tu encima, favoreciendo una penetración profunda, además de tener contacto visual directo con tu pareja. 

  4.  La Toga Esta postura es ideal si lo que queremos es estimular el clítoris y favorecer el orgasmo. La mujer se tumbará y coloca las piernas sobre el hombre, que lleva a cabo la penetración estando de rodillas. 

¡OJO! ¡El sexo es mucho más que penetración! Y quien piense lo contrario no tiene ni idea… Esos llamados e infravalorados socialmente “pre-liminares” nos pueden hacer llegar al placer máximo del mismo modo que un coito con penetración. 

No olvidemos que el sexo en pareja es cosa de dos, y que el objetivo debe ser el disfrute y placer mutuo. Por eso, si llegada a la menopausia sientes que no tienes relaciones sexuales igual de satisfactorias, no te conformes, comunícate con tu pareja, autoestimulate, y busca soluciones. Tener relaciones sexuales tiene infinidad de beneficios tanto a nivel físico como emocional, ¡aprovechémoslo!

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Otros posts que pueden interesarte

Móntate tu plan personalizado

¿No sabes por dónde empezar?
Descubre que Plan necesitas para afrontar la menopausia con plenitud

Queremos ayudarte, acompañarte en esta transición

Déjanos tus datos y te llamaremos lo antes posible.
Horario de atención de lunes a viernes, de 9h a 18h